Saltar al contenido

Veneno para hormigas casero

Si te encuentras leyendo esto es porque tienes una invasión de hormigas en tu casa. Así que, necesitas un veneno para hormigas casero. De hecho, para evitar el uso de insecticidas químicos comerciales, existen métodos naturales y ecológicos. Algunos son más fáciles de implementar, otros son más radicales.

Las hormigas no son dañinas, pero rápidamente se vuelven invasoras. En la primavera, las hormigas entran a tu casa para encontrar comida para su reina. Por lo general son hormigas aisladas, trabajadoras de suministros, que exploran una habitación, una superficie de trabajo o el borde de una ventana.

Para evitar o limitar la invasión de hormigas, es importante eliminar todos los factores que facilitan su propagación:

  • Almacena los alimentos fuera del alcance de las hormigas en el refrigerador, o cajas herméticas.
  • No dejes platos sucios en el fregadero, especialmente si están empapados en un poco de agua.
  • Limpia las superficies de la cocina y los armarios interiores.
  • Asegúrate de que el contenedor esté sellado herméticamente.
  • Aspira los rincones de tu cocina.

Lo anterior es solo un pequeño adelanto, si continúas leyendo encontrarás mas de tu interés.

Veneno natural para hormigas

Los productos naturales que son perjudiciales o nocivos para las hormigas son lo que te menciono a continuación:

  • Granos de café
  • Canela en polvo
  • Tiza contra hormigas
  • Lavanda
  • Limón
  • Bicarbonato de sodio
  • Vinagre blanco
  • Menta
  • Harina de maíz o avena
  • Tierra de diatomeas
  • Hojas de albahaca
  • Pimienta de Cayena
  • Ajo
  • Agua con jabón negro
  • Salvia y alcanfor
  • Mezcla dulce/salada
  • Vinagre de manzana
  • Sal
  • Cáscaras de huevo
  • Hojas de nogal
  • Aceites esenciales
  • Miel
  • Polvo para arrieras

Estos productos naturales, los debes colocar en los lugares donde invaden las hormigas o incluso a lo largo del camino que establecen hacia su nido.

Veneno para hormigas negras

Un repelente para hormigas negras es el Eugenol, cuyo ingrediente activo es el aceite de clavo de olor, se utiliza activamente en insecticidas orgánicos. Se utiliza para eliminar además de hormigas, cucarachas, ácaros, moscas, avispas, arañas y otros artrópodos, incluidas las plagas herbívoras.

El Eugenol actúa rápidamente pero no se considera ecológico. Irrita la piel humana y las mucosas de los ojos, por lo que debes usar gafas de seguridad y guantes de goma. A menudo se combina con aceites esenciales de tomillo, sésamo, romero y otros.

Veneno para hormigas rojas

Las hormigas rojas, también conocidas como hormigas de fuego, son la única especie de hormigas conocida por morder a los humanos, lo que puede resultar en reacciones peligrosas en aquellas que son alérgicas.

El tratamiento de los montículos es una de las mejores maneras de matar a las hormigas rojas que están al aire libre. Tiene un efecto inmediato y tarda unos días en ver resultados. A continuación te enumero los tipos comunes de tratamiento de montículos:

  • Empapado de montículos: Vierte un líquido tóxico o agua hirviendo sobre el montículo. Esto mata a todas las hormigas rojas con las que entra en contacto, pero podría no matar a la reina o a las hormigas que están enterradas profundamente bajo tierra.
  • Inyección en montículo: Inyecta un insecticida en el montículo. Esta puede ser una potente manera de matar hormigas, pero puede que tampoco llegue a la reina.
  • Polvo o gránulos superficiales: Los gránulos o polvos con insecticidas se aplican en la parte superior del montículo y/o alrededor de tu jardín. Este método causa graves daños en los montículos y llega hasta la reina.
  • Cebo: Otro método probado y verdadero en el mundo de la eliminación de hormigas. Es simple, el cebo funciona.

Veneno para hormigas arrieras

Para que combatas con veneno a las hormigas arrieras, debes utilizar una dosis de entre 10 y 15 gramos de cebo por metro cuadrado.

Puedes utilizar cebos tóxicos y biológicos:

Cebos tóxicos.

En el caso que uses cebos tóxicos, busca un material atractivo para las hormigas y mézclalo  con un producto químico como sulfluramida o filpronil para que formes gránulos. Luego distribuye el cebo a lo largo del camino de las hormigas y de manera que ellas se encargarán de cargarlo y llevarlo al interior del hormiguero.

Cebos biológicos.

En el caso que uses cebos biológicos, consigue el hongo Trichoderma hartzianum, el cual puedes utilizar solo o mezclándolo en partes iguales con el hongo Beauveria bassiana y el Metarhizium anisoplae.

Estos hongos atacan a las hormigas arrieras para debilitar al hormiguero. Para preparar los cebos en ambos casos debes utilizar guantes durante todo el proceso.

Veneno para hormigas de jardín

Los venenos para hormigas de jardín los hay en forma de gel o en polvo. El veneno en polvo lo debes usar con precaución porque  pueden afectar a las plantas y alterar el suelo debido a su toxicidad.

Si decides usar veneno en polvo, extiéndelo sobre el área con hormigas, evitando que el viento pueda llevarlo a los jardines cercanos.

El veneno en gel funciona de la misma manera que el ácido bórico y el azúcar. Las hormigas son atraídas por el gel dulce, el cual es transportado al nido para que la reina lo disfrute. No es dañino para tu jardín ni para las plantas.

Veneno natural para hormigas cortadoras

Entre los venenos naturales para hormigas cortadoras hay:

Aceites esenciales naturales

Rocía una mezcla de medio litro de agua, con unas veinte gotas de menta y diez gotas de almendra dulce sobre los hormigueros.

El café molido

Esparce una buena capa de posos de café húmedos a través de los caminos y nidos de hormigas.

Azúcar y sal

Las hormigas aman mucho el azúcar, eso es un hecho; por otro lado, la sal las horroriza.

Polvo de tierra de diatomeas

Contiene algas pequeñas muy antiguas. Se encargan de repeler a distancia a todas las hormigas.

Vinagre blanco

Rocía vinagre blanco, puro o diluido con agua, en los lugares donde las hormigas son frecuentes. El fuerte olor los repelerá.

Limón

Exprime limones  sobre las áreas donde quieras deshacerse de las hormigas, luego deja las cáscaras en el lugar.

Bicarbonato de sodio

Realiza cebos con azúcar y bicarbonato de sodio y colócalos en las áreas don de hay hormigas.

Si deseas deshacerte de una invasión  de hormigas, de cualquiera de las que te he mencionado por aquí, un veneno para hormigas casero puede ser una alternativa. Utiliza uno de estos que te he dado de manera persistente y verás que cumplirás tus objetivos.